Sanlúcar la Mayor, Pasado ,Presente y Futuro.

Sanlúcar la Mayor, Pasado ,Presente y Futuro.
Desde que tus campos fueron fructíferos,las palomas anidaran en tus campanarios,la grieta de tu cárcava defensora de tu fortaleza amurallada,tesoros escondidos en tus silenciosas calles de tierra y blancas paredes, tu llamada al corazón de los hombres desde el alminar de tu mezquita, el repicar de tus campanas gloriosas de fiesta,los caminos y veredas de tus campos alpechinera,tus manantiales de aguas cristalina,tu Guadiamar caudaloso de aguas tranquilas. De todos los pueblos del Aljarafe ninguno puede compararse contigo,por tu historia, tu rango y tu prestigio.
.La Sanlúcar eterna,aquella que guarda en la noche la luz de las estrellas y el lucero de la mañana,la luz de su cielo celeste derrama sobre sus tranquilas calles el sosiego de sus moradores,paseantes de calles adoquinadas transcurren con pasos lentos recibiendo el frescor de sus aires con aromas de azahar de una semana que se acerca y otra que se va.La Sanlúcar eterna en la que en tantos corazones albergas y siempre estarás.. Sanlúcar la Mayor es una localidad sevillana perteneciente a la comarca de El Aljarafe y, en concreto, en el Aljarafe alto o Norte. Está situada a unos 18 km al oeste de Sevilla capital. El pueblo está situado a 148 metros sobre el nivel del mar.Es cabeza de partido judicial y centro neurálgico del alto Aljarafe.Su origen histórico se remonta a tiempos del Neolítico en la que se habitaron estas tierras.

jueves, 17 de enero de 2019

Eustaquio Mora"Tirito"


Eustaquio Mora"Tirito"
Nacimiento:1952-67 años
de Sanlúcar la Mayor
calle Lora,( Frente a la Hacienda Benazuza)

Eustaquio Mora"Tirito"a la temprana edad de cinco años solía acompañar a su padre que era arriero y se juntaba con sus amigos para tomar unas copas en el bar del Sargentillo"el Chispa",su padre cuando se tomaba unas copas demás llamaba a Eustaquio y le hacía cantar unos fandangos,Eustaquio aunque no savia de cantes conocía algunas letras en la que ponía todo su interés en cantarlas a su manera,estos momento hacía que los presentes le dieran algunas pesetas,esto hacía que Eustaquio pusiera más interés y así tenía para sus chucherías.A los doce años solía escuchar los cantes que emitían en la radio y fue tomando interés en aprender de los maestros aquellos cantes que con mucha atención escuchaba.

Con 14 años entra a trabajar en la fábrica de ladrillos de Antonio Lombardo,con sus primeros sueldos se compra un casete( Grabadora de cintas) en la tienda de Casa Vargas,en estos años vivía en la calle Lora,( Frente a la Hacienda Benazuza),a los 16 se traslada a la calle  Virgen de la Cabeza,donde actualmente vive su tío Curro Parrilla.de escuchar una y otra vez las cintas de casete se aprendió algunos cantes que entre amigos solía cantar. a los 18 años coincidía mucho con su amigo Pablo Góngora que vivía unas casas más abajo de su vivienda en la calle  Virgen de la Cabeza (Junto al edificio y tienda la Cadena)salida a Calle España, junto a la corredera.




Pablo Góngora y Eustaquio Mora solían cantar mucho cada vez que se juntaban en los bares, para Eustaquio su amigo Pablo era entendido en cantes y le tenía gran estima y admiración, fue en la semana Santa de comienzo de 1970, en la salida de la Hermandad del Huerto estando los dos amigos juntos, Pablo le propone a Eustaquio que cantara una Saeta y que él también le acompaña con otra saeta,el resultado fue contestado por el público con sus aplausos,a partir de aquí Eustaquio Mora comenzaba a aprenderse algunas letras para saetas y con un repertorio amplio, participó en los pregones que se organizan en estos años siendo destacado por su voz y recogiendo los distintivos premios de las hermandades. 





En estos años Eustaquio Mora comienza un recorrido por los distintos pueblos donde se organizan concursos de saetas, siendo este ganador de los concursos en muchas de las ocasiones, su primer concurso fue en el pueblos de Valencina de la Concepción donde participó junto a diez concursantes y de la que obtuvo el primer premio,a partir de aquí siempre que se presentaba a concursos era elegido y siempre obtenía algún premio,esto anima a Eustaquio Mora y junto a su amigo Pablo Góngora que en realidad se llamaba Juan Góngora, pero todos le conocíamos por Pablito Góngora, quisiera destacar a la familia Góngora que en nuestro pueblo es más conocida por los de la "Ama leche", esta familia cuenta con destacados miembros en el cante tanto como en la saeta  y el flamenco,Juan,Antonio,Fernando,José Góngora y Carmen hija de Antonio que acompaño a su padre en numerosas ocasiones en la saeta,fueron personas destacadas en el cante en nuestro pueblo y que en una próxima ocasión conoceremos a la familia Góngora en nuestro apartado del flamenco en nuestro blog.Eustaquio Mora y Pablo Góngora recorren distintos pueblo interviniendo en los distintos concursos de saetas,en el pueblo de Baena Eustaquio obtiene el tercer premio compitiendo junto a 30 concursantes de los más relevantes saeteros del momento,al siguiente años obtiene el primer premio en el concurso de saetas del pueblo Castro del Rió,Juan Gongora acompaño  a Eustaquio Mora mas de 40 años por los pueblos y concursos donde juntos participaban siendo Eustaquio como más destacado en este apartado de las saetas, aunque Juan Góngora obtuvo también numerosos premios.
 

A finales de los años 70 y toda la década de los 80 y 90,2000,Eustaquio Mora recorre distintas provincias Cádiz, Málaga, Sevilla...,con numerosos premios importante cuenta  entre ellos en el 2002 el primer premio nacional de saetas de la casa de arte de D.Antonio Mairena, premio de la tertulia flamenca de la isla,premio nacional de saetas de la peña Camarón de la Isla,premio nacional del cante por seguiriyas y carceleras en Lucena (Córdoba),primer premio especial Manuel Yerves  por seguiriyas y carceleras en Osuna,tercer premio de la asociación de la  hermandad de la Oliva de Sevilla.
Su primer contrato como saetero fue con la  hermandad de Utrera,aquel año fue con un sanluqueño conocido como el "Chinelo",el jueves santo cantaron a una hermandad y gusto tanto que fue contratado por la otra hermandad para el sábado santo,otro de los cantaores que participó fue el " Cuchara"de Utrera.

En Sanlúcar fue contratado en muchas ocasiones por la hermandad de la Soledad,pero su contrato mayor fue con la hermandad de Jesús,estuvo más de 20 años cantando a su salida y en otros puntos del recorrido.y  esporádicamente también cantó para la hermandad de la Piedad,en Alcalá del Río estuvo 28 años cantándole a la hermandad de las Angustias,en albaida del Aljarafe 36 años a la hermandad de la Soledad,en olivares a las dos hermandades 26 años,a la virgen de la Soledad de Huevar 26 años,en Tomares 15 años,Benacazón 15 años.Fueron unos años en que grandes saeteros de nombres conocidos entre el público y hermandades como Rogelio barrera de Huévar, Antonio Góngora de Sanlúcar la Mayor,entraron en decadencia por su edad, lo que posibilitó a Eustaquio Mora ser reclamado por las mismas hermandades y ser contratado por ser el más destacado entre los saeteros del momento,

En su dilatada carrera como cantaor de Saetas tuvo momentos en que su garganta presentaba cierto deterioro por sus esfuerzos, en el 2006 su garganta presenta unos nódulos en las cuerdas vocales que tuvo que ser intervenido en operación en el Hospital Virgen del Rocío ( Sevilla),tras la operación su garganta no está en el tono deseado para continuar con el cante,aunque podía seguir cantando, pero los tonos que él alcanzaba anteriormente ya no eran posibles.Las hermandades continuaban reclamando su presencia en los años siguientes, pero Eustaquio Mora comprendía que si no daba los tonos que su garganta tenía antes de la operación sería el momento de dejarlo.Los aficionados al flamenco y al cante de la saeta,  a los que  conocimos unas etapas de esplendor  en nuestro pueblo de Sanlúcar la Mayor y un reconocimiento en otros pueblos y provincias donde cantaores como los hermanos Gongoras, Eustaquio Mora  "Tirito",Guitarristas como Juan Barrera,Juan el "Pileño",y numerosos cantaores aficionados que formaron parte de nuestra memoria colectiva fueron homenajeados en su momento en las primeras peñas que a partir del nuevo siglo XXI fueron creándose como nuestra peña flamenca de Sanlúcar la Mayor, gracias a la iniciativa de Eustaquio Mora "Tirito" y  Juan Barrera que en esta nueva etapa juntaron sus esfuerzos para Sanlúcar tuviera su peña flamenca.

Eustaquio "Tirito" después de haber recorrido tantas peñas flamencas en su vida como cantaor, plantea a los más aficionados la creación de una peña para su pueblo,esta iniciativa planteada, creaba la falta de dinero para que la nueva peña tuviera su espacio.Eustaquio Mora compra en el 2000 unos terrenos en el camino de los "Barraeros"junto al tejar del " Pena" y construye unas naves que luego arrendaría a distintos artesanos y particulares, en una de las naves invita a los aficionados a tomar unas copas y unos guisos para que los propios aficionados tomarán contacto con la idea de crear una peña flamenca,Eustaquio Mora organizaba encuentros de cantaores de otros pueblos, aficionados y profesionales que proporcionan cada vez más interesados, el éxito de esta iniciativa de Eustaquio prosperó rápidamente llegando a tener más de 150 socios en los siguientes meses de ese mismo año. Aunque todavía no estaban constituidos legalmente como peña,ellos ya se consideraban como una peña, sus esfuerzos caminaban en pos de encontrar el momento adecuado. En primavera cercano a la semana santa Eustaquio organiza una exaltación a la saeta en la casa de la cultura,donde pagaría todos los gastos de cartelería y demás medios para tal evento, este encuentro proporciona una pequeña cantidad de beneficios de la que invierte posteriormente en un festival del fandango,recogiendo un poco más de beneficios,con el dinero recaudado Eustaquio Mora organiza para los socios comidas en la nave afín de continuar la formación de la peña.
En este periodo Eustaquio Mora habla con Eustaquio Castaño, alcalde en estos años,  solicitando un espacio para la peña flamenca,( a pesar de estar en contra otro partidos de la posición) el ayuntamiento pone a disposición de los socios una nave en la calle Alcalde Manuel Gutiérrez Nº 8,siendo compartida en dos partes con la asociación de pesca Guadiamar.
Eustaquio Mora "Tirito"y Juan Barrera fundadores de la peña pone en marcha los arreglos de la nave para su adecuación,los pequeños festivales y comidas sufragaron los primeros gastos, ante la falta de dinero para su terminación Eustaquio "Tirito" pide un préstamo al banco y sufragar los gastos para la terminación de la obra,mencionar también a colaboradores y socios como Antonio Reyes( Frutos secos Reyes) pagando toda la instalación eléctrica y durante varios años pagando la cartelería,Antonio con su herrería en olivares proporciona todas las puertas y Eustaquio Guirao él herrajes.
En los siguientes años continuaron con su programación de exaltación a la Saeta, y el festival de Fandangos en la propia peña,dejando los festivales mayores en la casa de la cultura.

Eustaquio Mora "Tirito"y Juan Barrera amigo y fundadores de la Peña Cultural Flamenca de Sanlúcar La Mayor.Juan  Barrera guitarrista que acompañó a Eustaquio durante su carrera de cantaor de flamenco.Desde el 2000 al 2010 Eustaquio Mora  "Tirito"y Juan Barrera tomaron la presidencia de la peña,después le sucedieron como presidentes otros socios como, Ana Rosa( 2010.12,José Luis Díez Camacho( 2012-14,Rosa Santana ( 2014-15,Eustaquio Mora"Tirito" (2015-16),Manuel de olivares( 2016-18 ). Recientemente se propuso a la junta directiva y a los socios de ponerle el distintivo al nombre de la peña el de el fundador Eustaquio Mora"Tirito" y que pasaría a llamarse Peña Cultural Flamenca Eustaquio Mora"Tirito" de Sanlúcar La Mayor,siendo ésta rechazada por una parte,y no se aprobó.Quizás la falta de sensibilidad por parte de los últimos socios y su desconocimientos del trabajo realizado por parte de Eustaquio Mora "Tirito" a la que se debe la existencia de la propia peña.Eustaquio Mora"Tirito" realizó numerosos homenajes a cantaores en reconocimiento por su trayectoria en el cante,la puesta en marcha de festivales y exaltación a la saeta,su persona y su capital dispuso siempre para la peña y que esta pudiera seguir adelante y asentarse.con su voz llevó el nombre de Sanlúcar por todos los pueblos y provincias durante cuatro décadas,luchó para conseguir su sueño, que Sanlúcar tuviera su peña flamenca y lo consiguió,como empresario compró la vieja venta el calamar y la renovó como venta la alegría,actualmente desde hace algunos años la convirtió en un pequeño hotel el cual dirige con su familia.
Actualmente  en el 2019 la Peña Cultural Flamenca de Sanlúcar La Mayor mantiene su programación semanal con actuaciones en directo, Tertulia Flamenca y sus visitas de intercambios entre Peñas Culturales Flamencas de otros municipios.En la emisora local "Solucar Radio" 88.7 y dentro del programa "Los Cabales" de nuestro compañero Manolo Caro, dándonos una pincelada en directo del buen flamenco e información sobre la programación de la peña.




Sirvan estas palabras que recojo de la memoria y expresan un recorrido de su vida como cantaor,y que estando en la memoria colectiva del pueblo, sean compartidas y permanezcan en nuestro recuerdo como parte de un legado en el flamenco y a un saetero que elevó su voz con sentimiento en una semana gloriosa y de pasión, para elevar a una Sanlucar, la Mayor de todas las Sanlúcar en una sola levanta,para mayor gloria de nuestro pueblo Sanlúcar la Mayor.


Don Antonio Góngora
y a su Hermano Juan Góngora
Como cierre de nuestro pasaje por las memorias del flamenco en Sanlúcar la Mayor, recordar a dos de los cantaores más relevante de nuestro pueblo que nos dejó en el 2017,Don Antonio Góngora, gran cantaor y en particular gran saetero,Juan Góngora Hermano de Antonio 2018. su pueblo siempre les recordaran y la gran familia flamenca sanluqueña y muchos amigos flamencos de muchos rincones aljarafeños y andaluces, que sus almas descansen en paz.

Peña Cultural Flamenca Sanlúcar La Mayor

Gracias por Visitar nuestros Blogs

domingo, 30 de diciembre de 2018

Recuerdos de los Maristas por Antonio Herrera(1961-1971)


Recuerdos de los Maristas (1961-1971)
por Antonio Herrera
EL LIBRO DE LECTURA POR EXCELENCIA
 DEL COLEGIO MARISTA DE SANLÚCAR LA MAYOR (1961-1971)
El primero que me viene a la memoria es el CATÓN, 
en donde aprendimos a leer de manera silábica, al ritmo de la chasca.
Confieso que siento un cariño especial por algunos libros de mi niñez. Eran libros que no desaparecen después de finalizado el curso como ocurre hoy, holocausto al consumismo, sino que se perpetúan a lo largo de décadas. Hoy, quisiera rendir un pequeño homenaje a aquellos textos por los que no formamos, nos educamos, porque si algo ha cambiado profundamente y de manera vertiginosa, han sido los métodos de enseñanza, y entre ellos, los libros de textos.En los momentos actuales, en los que se están aplicando nuevas y avanzadas tecnologías a los métodos de enseñanza, ¿tiene sentido traer a la memoria y recuperar de la escuela del ayer? Con bastante nostalgia evoco al menos tres textos de la niñez, con 7-8 años en nuestro querido Colegio Sta María La Mayor marista, porque jamás hay que olvidar la historia, nuestras pequeñas historias de la niñez, que cimenta la madurez.


Una clase de los 60, con las bancas bipersonales. En el centro el tintero de porcelana.El Hno. Director, Hermano Raimundo, me puso a deletrear en el Catón, y me envió a las 1ª Clase, para que aprendiera a mejor leer. Esto ocurrió cierta mañana de primeros de setiembre de 1964, con mi madre que me llevó de la mano, pues tenía yo 6 años.

H. Raimundo de Andrés Miguel (nombre religioso: Urbano Luis). 

Poco he hallado de él, que falleció en 1975. Pero lo recuerdo con cariño, porque fue él quien me preparó para la Primera Comunión. ¿Cómo la impartía? Lo recuerdo con una libreta de pastas rojas, cogida con una gomilla, en donde tenía anotadas un sinfín de ejemplos de santo, como San Tarsicio.El segundo libro, sería un librito de lectura. Si no recordamos mal, en el Colegio marista, al menos en los primeros tiempos no existía biblioteca, ni colectiva ni por aulas. No obstante, los Hno. solían leernos alguna novela de la Mini Colección Ardilla, de la editorial EDB = Don Bosco, como el tomito que recuerdo y que tengo 

Pero el libro de lectura por excelencia, a parte de El Quijote, fue el también recordado EL LIBRO DE ESPAÑA de la Editorial marista de Zaragoza, Edelvives.
El precedente francés de nuestro libro de lectura EL LIBRO DE ESPAÑA.
El argumento y los protagonistas
Al comienzo de la guerra civil, la Junta Técnica de Estado, germen del gobierno franquista, convocó por orden de 21 de septiembre de 1937 un concurso similar al del gobierno de Primo de Rivera, dotado con un premio de 40.000 pesetas a la elaboración de un “Libro de España”, que sería “compendio atractivo y apológico de todo cuanto de ella deben conocer sus hijos para amarla con vehemencia y lucidez”, que fuera de lectura obligada en las escuelas (BOE de 22 de septiembre). Los autores “habrán de ser españoles, de probado patriotismo y adhesión al Movimiento Nacional, y si pertenecieran al profesorado, no haber sido objeto de sanción por las Comisiones Depuradoras”. Al igual que sucediera años atrás, la resolución del concurso se fue retrasando y finalmente fue declarado desierto, según dicen debido a las disensiones habidas entre la derecha católica y los falangistas en orden a sus contenidos ideológicos.En 1942, la Editorial Luis Vives revisó el texto del Libro de España para adaptarlo a las nuevas circunstancias prebélicas. Esta es la versión de los que estuvimos en Los Maristas y que tenía como protagonistas a dos hermanos, Antonio y Gonzalo, de catorce y nueve años, respectivamente, huérfanos de un falangista muerto en el asalto al Cuartel de la Montaña que recorren España a pie en búsqueda de su abuela a la que suponen viva en Sevilla. Y que desde el norte, van bajando poco a poco durante meses en largo viaje, contando las bellezas de las provincias por donde pasan.

BERLIN ZONA X. Autor: Rafael Savi Cielos. Y otra novelita del mismo autor, con casi el mismo tema bélico.
Os invito a rescatar ejemplares de anaqueles polvorientos para leerlos. Eran ejemplares de una mano de grande; novelas pequeñitas y de otras muchas temáticas, que se consumen en un día, pues son pocas páginas llenas de magia. 
Y no está mal este Berlin, zona X, que aparecía en 1965 ambientada en el caótico Berlín de 1945, al final de la II Guerra Mundial, donde una pandilla de amigos se ven comprometidos en espionaje, nazis y muertes en combate.Su autor posiblemente no sonará, Rafael Savi Cielos fue, en todo caso, dueño de una pluma ágil y rápida que, con cierto desprecio a algunos aspectos de la realidad histórica, era capaz de proporcionar entretenimiento página a página, de manera veloz y con niños heroicos.Su autor posiblemente no sonará, Rafael Savi Cielos fue, en todo caso, dueño de una pluma ágil y rápida que, con cierto desprecio a algunos aspectos de la realidad histórica, era capaz de proporcionar entretenimiento página a página, de manera veloz y con niños heroicos.
Ediciones escolares de las dos obras para lecturas, que se utilizaron en la década de los 60
El primer tercio del siglo XX fue en España una época de intenso patriotismo. La guerra hispano yanqui en Cuba y Filipinas terminada tan malamente para España, las campañas del Rif, el auge del militarismo que acabaría, con la dictadura del general Primo de Rivera, y luego la del General Franco, tuvo su adecuado reflejo en la enseñanza. Se trataba de inculcar a los escolares de la época lecturas “patrióticas” que exaltan los valores patrios y las glorias nacionales, como por otra parte estaban haciendo otros países, como Francia.
Precedentes de la obra
Por Real Decreto de septiembre de 9 de septiembre de 1921 (Gaceta de Madrid del 10 de septiembre) por el que el entonces Ministerio de Instrucción Pública y Bellas Artes anunciaba la apertura de un concurso para “elegir un libro dedicado a dar a conocer a los niños lo que es España y a hacerla amar”, que estaba dotado con un primer premio de 50.000 pesetas y otro de 25.000. 
Al concurso se presentaron 63 obras, ninguna de las cuales fue merecedora de premio, a juicio del jurado, quizás porque, como solía ser frecuente en esa época, a unos gobiernos del partido conservador sucedía otro del partido liberal, y no se llegaba a ningún acuerdo.
Y tuvo que ser una editorial privada, la Editorial F.T.D. de los Hermanos Maristas, quien, en plena dictadura de Primo de Rivera(1923), editó un libro inspirado en el modelo francés (“Le tour de la France pour deux enfants”) adaptado a España para ser utilizado como lectura escolar en las escuelas maristas. 
La obra se publicó en 1928 y alcanzó pronto un gran éxito siendo rápidamente reeditada en 1932 por la editorial Luis Vives, nuevo nombre de la editora marista de libros escolares, con dirección en Zaragoza.
En el 1953 comenzaba las obras del colegio,conocido por "Los Maristas",colegio de Primera Enseñanza, Santa María la Mayor.En la finca conocida por “la estacada de la huerta” situada a la salida del Barrio de San Eustaquio, término de esta ciudad, con una hectárea, dieciséis áreas que lindaba; al Norte con casas de la calle San Bartolomé; al Sur con camino de la Estación; al Este con calle Cardenal Spínola y al Oeste con carretera Benacazón. La propiedad por herencia de Doña Concepción Rodríguez Solís y el usufructo por consolidación en la propiedad al ser renunciado dichos derechos por el usufructuario D. Pedro Aguilar Morales.hasta su entrega en 1959. 



Antonio Herrera Ortiz
“Detrás de la ventana
me he visto desgranando, uno a uno,
los días de mi infancia.
He vuelto de la escuela
como si regresara de la vida…

Gracias por visitar nuestros blogs, 


domingo, 9 de diciembre de 2018

Los campanilleros de la Navidad y los villancicos en Sanlúcar la Mayor


Los campanilleros de la Navidad y los villancicos
Los grupos de Campanilleros que  rondaron nuestras calles 
en los días de Navidad en Sanlúcar la Mayor.
Entre 1930-31 se pone al frente el maestro Zaragoza, aunque solo se encargaba de los ensayos, ejerciendo la dirección posteriormente un músico llamado CHEVARRIA. En 1934, toma la batuta el maestro ANTONIO PÁEZ CRIADO y cambia el lugar de ensayos a un antiguo convento de franciscanos, después cárcel y actualmente club social de la tercera edad. Al convertirse el convento en cárcel , los ensayos se realizan en los altillos de la casa del maestro PÁEZ, donde cada uno de los músicos aportaba una perra gorda diaria para luz y el agua.Posiblemente estas primeras  bandas fueron rondando nuestras calles los días de navidad tocando villancicos.
Los grupos de Campanilleros que  rondaron nuestras calles 
en los días de Navidad en Sanlúcar la Mayor.
Su Historia se remonta desde los tiempos en que se celebra la navidad  y nuestra memoria da cuenta de ella. Los datos que yo tengo se remontan desde comienzo de los años 50,los datos de años anteriores se pierden en la memoria pues no tenemos constancia escritas, solo las personas mayores de 80 años recuerdan a partir de estas fechas,unos por que lo vivieron y otros por que se lo contaron. Según cuentan nuestros mayores todo comenzó, en la persona de Gregorio"El GORO",que contaba ya con 25 años cuando siguió la tradición de los que le precedieron,desconocemos los nombres que acompañaron en estos años a Gregorio"El GORO".No es hasta los años 50 cuando sabemos que junto a Gregorio le acompañaba Manuel " Palomo" que vendía cupones en el pueblo,aunque él era de Aznalcóllar vivió y murió en Sanlúcar, el apodo del "palomo" le fue puesto por que tenia el pelo blanco, cantaba y tocaba el laúd.

 El GORO" fue durante muchos años el pregonero del pueblo,su profesión era albañil, pero también fue jornalero,que también aprovechaba otros trabajos del campo.En 1953 fue uno de los trabajadores que construyó el edificio de las salesianas en la calle Real desde sus cimientos,en estos tiempos la arena se transportaba en burros desde la gravera del río Guadiamar, los ladrillos del tejar de los Vegas y de el " sevillita", las lozas de la fábrica de Manolito Ríos.Gregorio"El GORO",apena sabía leer, pero tenía una memoria sorprendente, siempre que tenía que comunicar algún vado del ayuntamiento acudió primero a la plaza ( centro del pueblo) después recorría algunas calles para con voz fuerte y clara dar a conocer  el comuniocado del ayuntamiento.Su memoria y avilidad de composición era sorprendente, en un momento podía componer una canción,un poema o unas sevillanas, cuentan que cuando frecuentaban los bares solía recitar y tocar la guitarra, esta habilidad le dio durante algún tiempo dar clases de guitarra a muchos jóvenes del pueblo,le gustaba tomarse sus copitas en las tabernas, y en más de una ocasión Manuel " Palomo" que le acompañaba siempre con su laúd,en las bodas y bautizos cantando su repertorio pues los dos formaban una pareja que a los presentes gustaba escucharlos,casi siempre eran invitados y claro, en más de una ocasión Manuel tenía que llevarlo a su casa un poco piripi. 
Manuela Colorado Carmena. Plaza de San Pedro.
Yo era muy pequeña pero no se me olvida una de las canciones que cantaban.
"Este coro de campanilleros que ustedes preguntan de dónde vendrán.
Pues venimos del Barrio San Pedro donde allí tenemos nuestro humilde hogar. 
Y venimos aquí dispuestos a cantar. Y contarles las tristes y penas para Nochebuena poder disfrutar."

Estas son algunas anécdotas de los dos personajes que formaron la continuación del coro de campanilleros.A comienzo de los años 60 teníamos una fábrica de madera y carpintería frente a la estación de renfe,justo en el paseo hasta la estación a la derecha en unos terrenos de los Morillos, una gran nave dedicada a la fabricación  de muebles,palés,y corte diversos para su venta.,esta fábrica estuvo activa mas de tres décadas,Junto a la serradora  la carpintería de manolito el Breva,la serradora la construye El loco morillo en el 62. se cierra a comienzo de los 80,dio trabajo a muchos jóvenes Sanluqueños, entre ellos se encontraba trabajando la tercera persona que continuaría con la tradición del coro de campanilleros.

Pedro  Asián,Manuel Asián, dos hermanos que seguramente os será más conocido como los hermanos que tenían el bar "el chipiron" en la calle del altozano. Pedro tocaba la guitarra  y su hermano Manuel cantaba ,en estos años se les fue uniendo Juan" Pescadilla! Ramonin,Antonio"el TITÍ",Manuel López Nieto,Niño Roca,José "el peseta" José "villar" Luis Almansa.Las letras de las canciones las componía Gregorio"El GORO",y Angelita la Salvadora también les compuso algunas letras.Este coro no se reunían para ensayar si no que como era de año en año, solo tenía que comunicarles y coger los instrumentos para ir por las calles cantando las coplas.El goro compuso un na canción para D.Antonio Calero de los Ríos director del colegio de los Salesianos, además de un pasodobles  al novillero Antonio Martinez Lopez"Sanluqueño".En uno de sus viajes fueron a la ermita de la Virgen del Rocío en Almonte donde cantaron frente a la virgen y de regreso cantaron en Pilas,al año siguiente fueron a cantar a Sevilla donde se celebran concursos de campanilleros en la plaza nueva, se presentaron en esta ocasión más de 25 coros de campanilleros, por su actuación quedará los terceros, el premio era cantar en En Radio Vida, además de un premio en metálico.El coro de Campanilleros se disuelve comienzo de 1970.

Hasta aquí, puedo contaros lo que he podido averiguar sobre  el coro de campanilleros de estos años, a partir del nuevo siglo XXI, se creará un nuevo coro de campanilleros  formada por Sanluqueñas en la casa del centro de día donde si pasáis  por esta calle podrá escuchar sus voces, y sus actuaciones esporádicas en los centros donde su maestro suele concertar.






Como anticipo les contare que entre los componentes de este coro de campanilleros de los 60, se creará el primer grupo de sevillanas que tuvo Sanlúcar la Mayor > Los Madereros<, pero eso es otra historia que les contaré en otra ocasión.




Sanlúcar la Mayor, “Ciudad de la Navidad”. Delegación de Fiestas Mayores
– Sabádo 17 de diciembre, en la Casa de Hermandad de la Soledad, III Zambombá y Cartero Real, en la calle Enrique Ramos, desde las 12 del mediodía hasta las 21 horas ininterrumpidamente.

Domingo 18 de diciembre, a las 12.30 horas, en la Iglesia Santa María, Concierto de Navidad de la Orquesta Sinfónica Joven del Aljarafe y del Coro de Campanilleros de la Asociación Cultural “La perezosa”.

Domingo 18 de diciembre, a las 18 horas, en la Iglesia de Santa María Gran Concierto de Navidad de la Banda Nuestra Señora del Rosario.




Historia de los campanilleros de la Navidad y los villancicos
El canto de villancicos en el mes de Diciembre y Enero se extiende por todas partes a partir del siglo XIII en unión a la devoción por los nacimientos que San Francisco de Asís inauguró en Italia. La palabra villancico se refiere al canto del “villanos” que es como se conocían entonces a los aldeanos, habitante de lugares y villas en oposición a los ciudadanos, habitantes de las ciudades. Los “villancicos” acompañados con sencillos instrumentos rústicos tratan en un tono sensible e ingenioso de los sentimientos de la Virgen María y de los pastores ante el Nacimiento de Cristo.
También anteriormente los misioneros y monjes en el siglo V en toda Europa compusieron los primeros villancicos que se conocen con la finalidad de evangelizar a los aldeanos y campesinos que no sabían leer. Sus letras hablaban sobre el Misterio de la Encarnación e incluso de la Pasión de Jesús en lenguaje popular y estaban inspirados en la liturgia de la Navidad.
En el folklore andaluz podemos apreciar originariamente tres cantos navideños distintos: los villancicos, los cantos aguinaldos y los cantos de campanilleros. Hoy los tres parecen una misma cosa, debido a los múltiples injertos que el tiempo ha ido produciendo entre ellos y al envoltorio cristiano de la temática. Pero antaño cada cual tuvo sus melodías y su tiempo. Digamos que los villancicos eran cantos menos organizados que los otros, más al alcance de los niños y con una estructura musical más simple.
campanilleros
Estos coros de hombres, que al son de campanillas y cantes religiosos, iban por las calles en rondas nocturnas o al alba convocando a los fieles para que acudieran a los Rosarios de la Aurora en el mes de Octubre, a las misas de ánimas en el mes de “Tosantos” (Noviembre), se empleaban en las tardes de Diciembre en dar también avisó con sus cantos en este caso en un tono alegre de la próxima Navidad.
Los coros de campanilleros florecen en Andalucía durante los siglos XVII-XVIII unidos a los cultos de los meses de Octubre, Noviembre y Diciembre. Los pequeños grupos de campanilleros cumplían la función de auténticos pregoneros o anunciadores de las festividades de cada uno de esos meses, recogiendo sus letras continuas invitaciones al pueblo para que participara en los cultos, o bien narraban algún pasaje evangélico relacionado con la celebración (Misterios del Rosario o Jaculatorias de la Ánimas). Incluso eran contratados por particulares y cofradías para que con sus cantes participasen en rosarios callejeros, avisaran para las misas y sufragios en honor de los difuntos, procesiones y otros actos religiosos.
Los cantos navideños de los mismos campanilleros en el mes de diciembre eran totalmente distintos, incorporando un nuevo repertorio de letras e instrumentos, plenos de sones festivos pues anunciaban la alegría por la llegada de Jesús, y al escucharlos se iba preparando el ánimo del pueblo para la fiesta de la Navidad. Los cantes de los campanilleros eran imitados en diciembre por coros espontáneos de niños que se formaban en diciembre para cantar villancicos por las calles. 
 El musicólogo De Zayas atribuye a Francisco Guerrero Maestro de Capilla, y racionero, de la Santa Catedral de Sevilla, la creación a finales del siglo XVI de las villanescas espirituales, germen de los villancicos navideños que nos han llegado. Fue tanta la popularidad de estas villanescas en Sevilla, que cuando Felipe II en varias ocasiones prohibió que se cantara en castellano en las iglesias, el pueblo haciendo caso omiso a la Real Orden, mantuvo letra y ritmos originales. Más adelante, los músicos y escritores del XVII y XVIII, cultivaron con esmero esta manifestación musical y los villancicos ocuparon un destacado y predominante papel dentro de su producción lírica.

La tradición de los campanilleros se fue perdiendo con el paso del tiempo en muchos pueblos de Andalucía, al decaer las celebraciones religiosas de los meses de octubre y noviembre que dieron origen a los campanilleros. En cambio, perduró su actividad en diciembre al tiempo que adquirió una mayor importancia el canto de los villancicos en detrimento de cantos de contenido teológico, es más en el periodo de finales del s. XIX y primeras décadas del s. XX la fiesta navideña experimenta gran auge. En el repertorio campanillero, de cualquier modo, cuando ellos participaban en actos de cultos, siempre habían tenido acogida algunos cantos alegres como los cantos de los Misterios Gozosos del Rosario y los cantos de “Las Jornaditas” como preludio de la Navidad.

A los cánticos navideños primitivos de campanilleros con sus campanillas y cascabeles originales, se fueron añadiendo el sonar rudimentario de panderetas, zambombas, triángulos, cántaros, sonajas y rascadores, a la vez que las letras piadosas y teológicas de ellos fue cediendo terreno al villancico tanto religioso con un contenido cándido como profano de contenido frecuentemente picante.

Han sido muy pocos los pueblos de la geografía andaluza que han conservado esta expresión del folclore popular del ciclo navideño hasta nuestros días. No obstante muchos mayores recordarán aún aquellas tardes de mediados del s. XX con los “niños campanilleros” por las calles, con sus instrumentos: panderetas, castañuelas, triángulo, la botella de anís para restregarla, cántaro etc. La vestimenta solía consistir en un pañuelo rojo al cuello, un chalequillo unas cintas de colores en los hombros y un sombrero de campesino a veces también con cintas. Se acostumbraba a visitar las casas, las tiendas y al finalizar el repertorio de canciones el dueño de los invitaba a una copita de licor o moscatel y a unos polvorones.

Esa tradición se conserva aún en algunos pueblos. Los niños recorren las calles en pandillas cantando villancicos por las casas y pidiendo el "aguinaldo" (dulces, algunas monedas, etc.).

tarjeta de aguinaldo de un tabernero También los distintos profesionales que trabajaban para ciertas casas pedían el aguinaldo como una gratificación por los servicios prestados, para lo cual entregaban una bonita estampita.

Los cantos de los campanilleros es un canto con raíces religiosas más profundas, de personas perteneciente a coros que ya actuaban por las calles en los meses de octubre y noviembre con otra temática religiosa (animar al rezo del Santo Rosario particularmente en las madrugadas de los domingos antes de la misa de la Aurora o de Alba, o animar a la gente con sus cantos sobre la temática de las almas de los difuntos a rezar por la Animas Benditas del Purgatorio). El nombre de campanilleros se debe al haberse acompañado sus cantos fundamentalmente de las campanillas de los animales de labranza. Los campanilleros entonaban aires de alborada, antiguos cantos de ánimas del mes de noviembre (de culto a los muertos), adaptados como coplas a la Virgen María en el mes de octubre. Son los famosos grupos de auroros que rompiendo el estremecido silencio de la madrugá recorren las calles, acompañándose de campanillas, a veces por guitarras y diversos instrumentos de percusión.



Gracias por Visitar nuestros Blogs



sábado, 8 de diciembre de 2018

El recuerdo de una hermana que se fue.Concepción Martínez Amores


Concepción Martínez Amores.
A mi hermana Conchita con todo mi amor.
El recuerdo de una hermana que se fue,perdurará siempre en mi corazón,cada 8 de diciembre suena mas fuerte tu recuerdo en mi corazón, brotan lágrimas por tu ausencia recordando aquellos días que mecojias de la mano cuando paseábamos con nuestros padres, tus besos en mis cachetes y tus achuchones de cariño cuando mamá te llevaba al colegio.En aquellos días de 1956 nuestros padres dieron forma con su amor un ángel,la alegría de la familia pues fuiste la primera en llegar. Tu nombre fue elegido en recuerdo de nuestra abuela Concepción, la mama de nuestro padre,aunque todos la llamaban concha, y con cariño conchita,viviste aquellos primeros años con papa y mama recibiendo todos los cariñitos y achuchones por el amor tan grande que te daban. Dos años después llegué yo( 1958),se que me estabas esperando porque sola te aburrías,antes de ver la luz, en el vientre de mamá ya te escuchaba las sonrisas de alegría y los besitos que le dabas a mama en la barriguita.Aquél verano cuanto te vi por primera vez empecé a quererte com pasión,cuando mecojias en tre tus brazos sentía tu cariño, tus besitos,tus achuchones,tu alegría por tenerme a tu lado.Los días fueron pasando mientras me cuidabas cuando gateaba por la casa, nuestros juegos con los juguetes de cartón de los reyes magos que nuestros padres con cariño nos entregaban,los días de colegio esperando a mamá para que nos recogiera, y juntos de la mano llegamos a casa para seguir jugando,los recuerdos cuando íbamos a casa de los abuelos y ver a nuestra bisabuela sentada en su sillón junto a la puerta pelando castañas,la abuela concha cuando nos reñía por querer subirnos a la escalera que daba al soberao donde el abuelo guardaba la paja para el burrito que tenía en el corral, el pozo que abuela estaba en la cocina que siempre que nos acercábamos decía !!fuera de ahí que es peligroso asomarse!!.tantos, y todos los recuerdos junto a ti están y siempre permanecerán en mi corazón como el más preciado de los tesoros,no hay flor tan hermosa como tu,que Dios tiene en su jardín y que un día él me llevara junto a ti y volveremos a jugar y reír como en aquellos días tan felices y estaremos juntos para siempre y conocerás a tus hermanas y hermanos que no pudiste conocer pero te quieren tanto como yo. Te deseamos en este día de tu santo tus hermanos y hermanas la felicidad que sabemos que disfrutas en el jardín de nuestro señor que con amor te cuida. Tu hermano Ricardito.






De tus hermanas y hermano en este dia de tu Santo
 con todo nuestro cariño.